Usamos cookies para darte la mejor experiencia y personalización de usuario en nuestro sitio y en sitios de terceros. Al seguir navegando en nuestro sitio web, autorizas nuestro uso de cookies. Para obtener más información, consulta nuestra Política de cookies
Gelatina

Gelatina

Compartir


¡Siempre es deliciosa una buena gelatina! Si ya estás cansado de los sabores artificiales de los sobrecitos que venden en el supermercado llegaste al lugar indicado. 

Una gran gelatina casera puede tener una inmensa diversidad de ingredientes naturales que ni te imaginas; puedes usar desde lácteos y frutas hasta verduras, té o dulces como conejitos de chocolate, mazapán o lo que más te guste.

Quédate con nosotros para que conozcas la base de cualquier tipo de gelatina y sepas cómo medir las cantidades para siempre tener una receta exitosa.

Base de la gelatina

gelatina de chocolate

No importa si es gelatina de agua  o gelatina de leche, lo principal es saber las cantidades necesarias para preparar tus propias recetas, comencemos con una deliciosa gelatina de chocolate:

Ingredientes:

  • ½ taza de leche evaporada
  • ½ taza de leche condensada
  • ½ taza de media crema
  • 160 gramos de chocolate derretido al baño maría
  • 14 gramos de grenetina hidratada en media taza de agua por 5 minutos.

La preparación es muy sencilla, simplemente licúa todos los ingredientes y al último agrega poco a poco la grenetina. Para hacerlo más sencillo puedes poner al baño maría la grenetina hidratada para que quede líquida y de esta manera se integre mejor.

Solamente queda vaciarla en un molde y refrigerar un mínimo de dos horas.

Como puedes ver para una mezcla de 1 litro y medio es necesario como mínimo 14 gramos, si quisieras una consistencia más firme puedes agregar hasta 20 gramos. Si te excedes de esta cantidad lo que ocurrirá es que tu gelatina tenga textura de goma como los dulces.

Gelatinas mosaico

gelatina casera

Lo mismo sucede en la preparación de esta gelatina. La base blanca puede  estar preparada con lo que más te guste, algunas ideas rápidas pueden ser:

  • 1 ½ litro de leche con un chorrito de vainilla.
  • 1 ½ litro de leche de almendras o de coco.
  • 1 litro de leche con ½ taza de leche licuada con mazapán.
  • 1 ½ litro de ¡agua de horchata o arroz con leche!

En verdad, tu imaginación es el límite y lo más divertido de esta receta son los pequeños cuadritos de colores para mezclar, en este caso puedes auxiliarte con colorantes vegetales para obtener colores vibrantes.

La preparación es muy sencilla, primero prepara todas tus gelatinas de colores y córtalas en cuadritos, después antes de que la base blanca cuaje, añade todos los cubitos y revuelvelo. Cuando terminen las 2 horas dentro del refrigerador habrá quedado lista tu gelatina maravillosa.

Si quieres aventurarte un poco más intenta sustituir el agua por refresco del mismo sabor que la gelatina, queda una textura única.

Si eres vegano y no quieres consumir productos derivados de animales como es la grenetina, una excelente alternativa es el agar agar. Este es un extracto de algas con un gran contenido de fibra soluble haciendo que tenga un efecto de saciedad.

¿Cuál es tu sabor favorito de gelatina? Déjanos saber en la caja de comentarios. Si quieres más recetas como esta no olvides seguirnos en nuestras redes sociales de Amoni en Facebook, Twitter y Pinterest, los enlaces los puedes encontrar en la parte superior de esta página. Nos encantaría saber más de ti.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *